Vírgenes Medievales Hispánicas

5. Las vírgenes negras

5.3. Notre Damme

Notre Dame. Nuestra Dama. Nostra Damus. Esta similitud fónica ayuda a dejarse llevar por una vaga evocación de la magia de las "Nuestras Señoras" negras entendidas como cultos mágicos. El Mediodía francés está lleno de vírgenes negras que deben ser, sin duda, el foco de la tradición milagrera de las de la Península.

Aunque solamente fuera por la gran cantidad de imágenes de encarnadura negra que existen en Francia -parece que casi la mitad de las que existen están en territorio francés, y en particular en el sur de Francia-, valdría la pena dedicarles algunos minutos.

En el mismo período al que corresponden estas vírgenes negras se da en Francia el culto a María Magdalena. Dicho culto y el de las vírgenes negras, lejos de ser confundibles, parece que están además, a juzgar por los mapas comparativos de los dos cultos que nos facilita la web marie.magdeleine.com2, bien diferenciados -concentrados y no mezclados-, si bien ello no supone que fueran necesariamente antagónicos.

Teniendo en cuenta la importancia del culto a María Magdalena en el mundo medieval, en el Próximo Oriente que es de donde proviene el cristianismo, no es extraña su aparición en la Península.

Su culto fue extenso y quizá se produjo un cierto confusionismo entre ella y María, Pero si esto ocurrió, debió ser, únicamente, mientras María era más diosa que madre; mientras era, también, santa. Seguro que ya no fue así des de la proclamación como madre de Dios.

Anterior Siguiente